Pacientes

Una vez diagnosticada la alergia, existen distintos tipos de tratamiento.

Medidas de evitación ambiental

La primera medida para evitar que se desencadene una reacción alérgica es la prevención, es decir, evitar el contacto con el alérgeno causal. Esta medida no siempre es posible, sobre todo cuando la alergia es respiratoria.

Tratamiento sintomático

Otra medida sería el uso de fármacos para el tratamiento de los síntomas. Los medicamentos más frecuentemente usados en el proceso alérgico son antihistamínicos, corticoides, descongestionantes nasales, colirios…etc. Tras el tratamiento con este tipo de medicamentos, los síntomas son controlados de forma temporal.

Inmunoterapia o vacunas para la alergia

Las vacunas para la alergia o inmunoterapia, son el único tratamiento de la enfermedad alérgica disponible en el mercado que trata la causa de la enfermedad. Con este tratamiento, además de aliviar los síntomas de la alergia y disminuir la cantidad de medicamentos a tomar, modifica la evolución natural de la enfermedad.

Los tres pilares del tratamiento de la alergia son; evitación del alérgeno, tratamiento de los síntomas e inmunoterapia específica para alérgenos.

La inmunoterapia específica con alérgenos, también conocida como vacunas para la alergia, consiste en la administración de dosis progresivamente crecientes del alérgeno al que está sensibilizado el paciente, intentando conseguir una estimulación de la inmunidad y que el paciente tolere una exposición natural.

El agente que se administra es un extracto alergénico que se obtiene a partir de la fuente natural de alérgeno: polen, ácaros, hongos...etc.

Se ha comprobado que la inmunoterapia previene de la aparición de nuevas sensibilizaciones a otros alérgenos y también limita la aparición de complicaciones como asma, cursando en la mayoría de los casos solamente con rinitis.

La administración puede realizarse por vía subcutánea o por vía sublingual.

La inmunoterapia está indicada para el tratamiento de la enfermedad alérgica que cursa con rinitis, rinoconjuntivitis o asma bronquial así como para la alergia a picadura de abeja y avispa. Con el puede tratarse la alergia a pólenes, ácaros, epitelios de animales y hongos.

Normalmente no está indicada para la alergia a alimentos. En este caso, la mejor opción terapéutica sigue siendo la la evitación. Sin embargo, en algunos casos se puede pautar un tratamiento mediante la inducción de tolerancia oral a determinados alimentos como leche o huevo. 

La inmunoterapia consta de dos fases: fase de iniciación y fase de mantenimiento. En la fase de iniciación se dan dosis progresivamente crecientes del extracto alérgenico con una frecuencia semanal, hasta alcanzar una dosis efectiva que produzca una estimulación del sistema inmunológico sin producir síntomas de alergia. A partir de aquí entramos en la fase de mantenimiento, donde esta dosis se administra cada 4 semanas durante un periodo de 3 a 5 años.

Actualmente existen productos que permiten acortar mucho la fase de inicio y alcanzar la dosis de mantenimiento en un día, siendo necesarias únicamente inyecciones mensuales y por tanto tratamientos mucho más cómodos para el paciente.

Los efectos beneficiosos sobre los síntomas, pueden aparecer a partir de los tres meses de tratamiento, pero lo más habitual es que se noten cuando llevamos algunos meses más, en la fase de mantenimiento.

Las vacunas de la alergia o inmunoterapia es el único tratamiento que trata la causa de la enfermedad alérgica.

HAZ CLIC PARA DESCARGAR

tratamiento alergia

Las reacciones alérgicas producidas por el consumo de medicamentos son reacciones impredecibles.

Son la tercera causa de atención en las consultas de alergología, representando entre el 5% y el 10% del total de las reacciones adversas a fármacos de origen alérgico. Sus efectos adversos pueden ir desde una erupción cutánea, picor, hinchazón de labios y lengua, hasta una reacción anafiláctica.

Ante la supuesta aparición de una reacción adversa inesperada por el consumo de un fármaco, el especialista realizará un estudio alergológico para conocer y/o confirmar el fármaco causante de la reacción.

Las reacciones alérgicas a medicamentos son la tercera causa de atención en una consulta de alergología.

  • 1
  • 2

¡Atención!

Este sitio utiliza Cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y analizar los hábitos de navegación del usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información visitando nuestra Política de Cookies. Saber más

Acepto

CONTACTE CON NOSOTROS RELLENANDO LOS SIGUIENTES DATOS

Le informamos que los datos que Vd. nos ha remitido serán tratados por GRUPO FERRER INTERNACIONAL S.A con domicilio en Av. Diagonal 549, 5ª planta, 08029, Barcelona (España), sus datos de carácter personal para mantener y gestionar el contacto con Vd. así como responder a las consultas que Ud. nos remita. 

Sus datos se conservarán durante 1 año desde que Vd. nos remitió su consulta.

Dicho tratamiento se basa en su consentimiento. Le recordamos que Vd. puede retirar su consentimiento en cualquier momento.

Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación y/o portabilidad, así como efectuar cualquier consulta o sugerencia en relación con el tratamiento de sus datos de carácter personal, dirigiéndose al Delegado de Protección de Datos (DPD) a través de alguno de los siguientes medios, acompañando copia de su DNI o documento identificativo equivalente:

(i). Mediante correo electrónico que deberá dirigir a la dirección lopd@ferrer.com

(ii). Correo postal dirigido a GRUPO FERRER INTERNACIONAL S.A. con dirección en Av. Diagonal nº 549, 5ª planta, 08029, Barcelona.

Tiene derecho a presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD), autoridad competente en materia de protección de datos por escrito dirigido la sede de dicho organismo.

Link a la política de privacidad

security image

CONTACTE CON NOSOTROS

914 96 60 13
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Comparte en:
Síguenos en:
Área profesional